Cómo hacer fácilmente los rizos con la plancha.

Add to Flipboard Magazine.

¿A que suena raro? ¿Rizos con la plancha? ¿No era para alisar el pelo? Pues vas a ver en tres pasos cómo la puedes utilizar para conseguir unos rizos perfectos. Trucos sencillos, como siempre.


Primer paso: es mejor que utilices una plancha de láminas delgadas y lisas; las planchas de cepillo no sirven para crear bucles. En segundo lugar, y muy importante, no olvides cuidar tu cabello, es decir, antes de someterlo a altas temperaturas debes pulverizar un producto protector del calor.

Divide todo el pelo en mechones. Es mejor si recoges las capas superiores del cabello y las sujetas con una pinza o una goma floja. La parte inferior queda suelta. Empezamos a trabajar sobre ella dándole un cepillado. Los mechones que hagas van a determinar los rizos o bucles que vas a conseguir: esto es, cuando más estrechos sean más definido el rizo.

A continuación cogemos uno de los mechones que hemos separado y lo colocamos en las planchas por la parte de la raíz. Según prefieras una melena completamente rizada o únicamente ondas en las puntas, así será la separación de la raíz del pelo. Una vez elegido el punto de partida enrollas el mechón en la plancha y deslizas a lo largo del cabello. Muy importante es la velocidad con que hagas este movimiento, pues va a determinar el tipo de rizo.

Si prefieres unos rizos definidos el truco está en sostener la plancha en posición vertical, de forma que la desplaces a lo largo del cabello muy lentamente. Pero ten cuidado, no te pases, a ver si vas a ser tan lenta que te vas a achicharrar el pelo. Si lo que quieres conseguir son unos bucles más sueltos debe proceder de forma contraria: sujetas la plancha de forma horizontal y la deslizas sobre el cabello rápidamente.

También es importante que sepas antes de ponerte a trabajar con la plancha en qué forma quieres que acaben los rizos; es decir, hacia dónde te gusta que miren las puntas del cabello. Si eres de las que quieren que giren hacia afuera debes terminar el paso de la plancha rotándola hacia arriba, en dirección al techo. Si por el contrario te gustan las puntas hacia el interior, rota la plancha en dirección al suelo cuando termines la pasada.

Cuando llegues al final del mechón abre la plancha y suelta el cabello. Como has visto en el vídeo, debes utilizar tus dedos para girar cada mechón en la dirección del rizo. De esta forma tan simple el pelo quedará fijado de manera natural.
Otra forma de conseguir rizos con la plancha que quizá no conozcas es la del papel de aluminio. En este caso debes hacer un bucle con tus dedos y lo pones sobre un trocito de papel de aluminio. Debes cerrarlo para que quede sujeto.

Cuando lo hayas hecho por todo tu pelo posa las planchas sobre cada papel, aprieta unos segundos y suelta. Ten un poco de paciencia antes de retirar el papel: si tocas enseguida te vas a quemar. ¡Ten cuidado!

No abuses de las planchas, pues tanto calor sobre el cabello termina por estropearlo.

Fuentes:
Glamour
Vanitatis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *